Mito del Running 16: "Caer con el talón es malo? ¡Se debe caer en las puntas o en la zona media!"


Por Cristián Sieveking, ultramaratonista y Director de Revista PuroFondo.
 
De un momento a otro comenzó a circular por la web una gran cantidad de información tendiente a indicar que correr en forma “natural” es mejor, y que evita lesiones.
 
Dentro de esta tendencia está la recomendación de correr cayendo en la zona media o incluso en las puntas de los pies, en los metatarsos. Incluso las zapatillas vienen con “drops” (diferencia de altura entre el talón y los metatarsos) muy bajos, de unos 4 mm o incluso 0 mm.
 
Tenemos que entender que la forma de correr está controlada por el cerebro, es decir, éste va a modificar nuestra forma de correr dependiendo de lo que estemos usando en los pies y de la velocidad en que corramos.
 
Si usamos cero drop, con calzado minimalista o a pie pelado, vamos caer en la zona media externa del pie, y después de caer habrá una rotación hacia adentro permitiendo que el arco haga su función de absorber el impacto cediendo y estirándose.
 
Si usamos una zapatilla normal, con un drop mayor y con bastante amortiguación, entonces vamos a caer con la zona externa del talón, para luego continuar con los movimientos biomecánicos normales. Entonces, todas las opciones de correr son “naturales”.
 
Por otra parte, independiente de la zapatilla que estemos usando, la velocidad en que corremos va a determinar la zona del pie con la que vamos a aterrizar. Si vamos rápido en forma natural vamos a aterrizar con la zona media. Es biomecánicamente imposible aterrizar con el talón cuando se corre a velocidades altas. En contraparte, se ha estudiado que a velocidades más bajas es mucho más eficiente aterrizar con el talón porque es más natural y cómodo estructuralmente hablando.
 
Ahora bien, si caes en las puntas porque hiciste el cambio en forma voluntaria o por algún problema estructural, eso constituye un error y te expone a un riesgo. Esto es grave, porque biomecánicamente no se corre así y genera un estrés excesivo en los gemelos. En ningún caso evita lesiones y es mucho más ineficiente esta forma de correr, porque se suele perder mucha más energía.
 
Correr no es un deporte… ¡Es un estilo de vida!
 
Para más información: [email protected]
 



   



EMPRESARIOS: ¡CONTRATEN DEPORTISTAS!
BARKLEY, LA CARRERA MÁS DURA Y MISTERIOSA DEL MUNDO
RICHARD DONOVAN: CUANDO LA VIDA ES UNA AVENTURA
LA TRAMPA EN EL RUNNING
  • full screen slider
  • full screen slider